La Ruta Vía de la Plata, un destino que no te puedes perder si viajas en autocaravana

La Ruta Vía de la Plata es uno de esos destinos que no te puedes perder si lo tuyo son los viajes en autocaravana.

La Ruta Vía de la Plata es un itinerario moderno y turístico que discurre por el oeste de España atravesando cuatro comunidades autónomas (Andalucía, Extremadura, Castilla y León, y Asturias) y siete provincias (Sevilla, Badajoz, Cáceres, Salamanca, Zamora, León y Asturias) en un eje sur-norte (Sevilla-Gijón) de casi 1.000 kilómetros y más de 120.000 kilómetros cuadrados que permite al viajero disfrutar de la carretera y de un sinfín de posibilidades: cultura, naturaleza, gastronomía…

Parte del encanto de esta ruta reside en la posibilidad de sumergirse en el patrimonio cultural y artístico de este destino. La Ruta cuenta con importantes vestigios arqueológicos de época romana (la necrópolis de Carmona, el conjunto arqueológico de Itálica en Santiponce, la ciudad romana de Contributa Iulia Ugultunia en Medina de las Torres, la ciudad de Mérida en su conjunto, la villa romana de Veranes en Gijón…), y un rico patrimonio de otras épocas donde destaca el legado árabe, el prerrománico asturiano, el románico, que alcanza su máximo exponente en Zamora, el gótico, el barroco sevillano… Todo ello fruto del paso de distintas culturas a lo largo de más de 2.000 años.

¡Y no olvides que también podrás visitar varios sitios declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO: Santa Cristina de Lena, la ciudad vieja de Cáceres, el Archivo de Indias, la Catedral y el Real Alcázar de Sevilla, el conjunto arqueológico de Mérida, el Parque Nacional de Doñana…

El viaje en autocaravana por la Ruta Vía de la Plata también se perfila como la alternativa perfecta para quienes buscan disfrutar de la naturaleza y realizar actividades al aire libre. Podrás visitar cuatro reservas de la biosfera (Las Ubiñas-La Mesa, en Lena; las Sierras de Béjar y Francia, en Béjar y Candelario; Alto Bernesga, en La Pola de Gordón; y Monfragüe, en Plasencia) y dos parques nacionales (Doñana, en Sevilla y Monfragüe), así como numerosos bosques y reservas naturales. ¡Te costará despedirte de estos paisajes tan espectaculares: valles, montañas, dehesas, llanuras, monte bajo…!

Las posibilidades para los amantes del senderismo y de las rutas en bici son casi infinitas. Y los embalses y cursos fluviales a lo largo de todo el recorrido y el mar, en uno de los extremos de la Ruta, permiten disfrutar de actividades deportivas relacionadas con el medio acuático.

Este histórico y atractivo itinerario está repleto de rincones únicos y espectaculares. Y es fácil encontrar campings donde pernoctar y disfrutar de ciertas comodidades durante el viaje a buen precio. A lo largo de la Ruta Vía de la Plata, hay, además, casi una veintena de áreas de pernocta con servicios para los autocaravanistas (relación con todos los datos aquí); y en algunos municipios que no existe este tipo de áreas, es fácil encontrar zonas de aparcamiento.

La gastronomía gana protagonismo cada año en esta ruta que se ha convertido en un paraíso para los amantes de la buena mesa (una muestra de alguno de los platos que podrás saborear, aquí).

Además de descubrir encantadores pueblos, entre ellos algunos que son verdaderas joyas de origen medieval (Zafra, Hervás…), podrás degustar una cocina espectacular que merece ser probada y en la que la calidad y el buen precio van de la mano.

No te cansarás de perderte por las calles de cualquiera de las localidades en la Ruta Vía de la Plata ni de disfrutar de su espectacular entorno natural ni de saborear su variada y rica gastronomía.