Casa Romana del Anfiteatro

Casa Romana del Anfiteatro

Es la más grande de las casas romanas encontradas en Mérida. Entre sus habitaciones destacamos dos por sus hermosos mosaicos:

La habitación del mosaico de otoño, probablemente un triclinium o comedor. El motivo del nombre no es otro que el tema principal del mosaico que cubre su suelo, la vendimia. En él se representa una escena de gran colorido, con tres pisadores de uva enlazados entre sí, que parecen ejecutar un paso de baile. Adornando la escena surgen ramas de vid y racimos de uva. El mosto resultante se recoge en tres vasijas. El resto representa a Venus y Cupido.

La habitación del mosaico de los peces. Debió ser utilizada como comedor o sala de recepciones. Tenía tres puertas o accesos, la mayor de las cuales se abre al vestíbulo. El mosaico resalta la importancia de la misma. En él aparecen medallones enlazados entre sí de formas diversas, y en cada uno se representa un pez marino: besugo, merluza, mero, lenguado o congrio. Los romanos creían que el pez protegía la casa, y esta probablemente fue una de las razones de su creación. Otra pudo ser la ostentación de los dueños ya que el pescado fresco en una ciudad alejada de la costa no dejaba de ser un lujo al alcance de pocos.

 

 

Horario:
 
Verano (del 1 de Junio al 30 de Septiembre).
            De 9:30 a 13:45 y de 17:00 a 19:15
 
Invierno (del 1 de Octubre al 31 de Mayo).
            De 9:30 a 13:45 y de 16:00 a 18:15